mercancía en desuso

Mes: marzo, 2013

El peso de la tradición sólo ahoga a quienes carecen de talento.

Si algo enseña Hamlet es que las palabras importan. Hasta el punto de que, cuando uno escucha con atención su propio discurso, cambia a medida que habla tanto en su forma de pensar como de actuar. No hace falta decir que para mal.

Quaeris quo iaceas, post obitum, loco.
Quo non nata iacent.

En los meses que pasé en el valle del Cavally, en la tierra de nadie entre Liberia y Costa de Marfil, nunca dejó de sorprenderme comprobar cómo, en cada aldea que pisaba, hombres que vivían prácticamente en la edad de piedra y que habían sido caníbales hasta la generación anterior insistían en prevenirme con todo lujo de detalles sobre la barbarie, el atraso y el salvajismo de las tribus vecinas. Y lo peor de todo es que, por lo general, tenían razón.

Cuando el dolor físico se vuelve familiar todo lo demás se vuelve extraño.